CEF.- Centro de Estudios Financieros
destacado
 Está usted visualizando contenido desactualizado, puede consultar la Guía Fiscal 2017
 AQUÍ

Manual de Fiscalidad Básica 2011

El compromiso que el Centro de Estudios Financieros tiene con sus usuarios de proporcionar una información económica ágil, veraz y profunda nos lleva a elaborar año tras año una obra recapitulativa de nuestro sistema tributario: la Guía Fiscal 2011, con el fin de que el ciudadano tenga un conocimiento básico de la tributación aplicable, tan presente en todos los aspectos de nuestra vida económica o jurídica.

En el actual contexto de crisis económica y de continuos cambios en pos de la necesidad de adaptación a determinadas directrices europeas, el Gobierno ha ido introduciendo a lo largo del 2010 diversas disposiciones que modifican la regulación actual de los distintos impuestos, además de las propias de Ley de Presupuestos Generales del Estado para 2011, a las que habrá que añadir las que se prevén en próximas leyes a aprobar a lo largo del año 2011.

En el ámbito del IRPF destacamos la elevación de la escala de gravamen para las rentas superiores a 120.000 y 175.000 euros, que pasarán a tributar a un tipo del 45 y del 47% respectivamente; la supresión del artículo 81 bis de la Ley del IRPF que regulaba la deducción por nacimiento o adopción; la obligación de tributar a los socios de las sociedades de inversión de capital variable (SICAV) en el caso de que se reduzca capital con devolución de aportaciones; la limitación de la aplicación de la reducción por irregularidad a 300.000 euros; la deducción por inversión en vivienda habitual, que se limita enormemente, aunque se mantiene para aquellos que hayan adquirido su vivienda antes del 1 de enero de 2011, ya que a partir del 1 de enero de 2011, solo podrán aplicar esta deducción plenamente aquellos cuya base imponible no supere los 17.707,20 euros; la ampliación y mejora de la posibilidad de aplicar la deducción por alquiler de vivienda; y la exención de las retribuciones en especie para el transporte de los trabajadores entre su vivienda y el centro de trabajo (por ejemplo, el conocido abono-transporte).

En relación con el IVA, la necesaria adaptación a las directivas europeas motivó ya durante 2010 la aprobación de distintas disposiciones que tendrán aplicación plena durante 2011, como las relativas a las nueva reglas de localización del hecho imponible; se establecen además nuevas normas para atajar la evasión fiscal vinculada a la importación; también es objeto de reforma el artículo 80 de la Ley del IVA que regula la modificación de la base imponible, por ejemplo, en caso de créditos incobrables.

Respecto al Impuesto sobre Sociedades se incorporan también importantes novedades. Entre ellas destacamos la eliminación de la deducción del fondo de comercio financiero, por la necesaria adaptación a directrices europeas; por otra parte, se extienden los incentivos fiscales para las empresas de reducida dimensión, ampliando los ejercicios en los que se pueden aplicar estos incentivos, así como el importe de la cifra de negocios que se tiene en cuenta, que se elevará hasta 10 millones de euros; se simplifican asimismo las obligaciones de documentación de operaciones vinculadas para las empresas de reducida dimensión y se amplía la base a la que se puede aplicar el tipo reducido del 25% hasta 300.000 euros; y se establece una importantísima medida, que permite aplicar la libertad de amortización en elementos nuevos de activo material fijo que se adquieran hasta el 2015, para todo tipo de sociedades y no solo para las entidades de reducida dimensión.

Junto a todo ello, existen importantes novedades igualmente en materia del Impuesto sobre Transmisiones Patrimoniales y Actos Jurídicos Documentados, destacando la exención que se establece del gravamen por la modalidad de Operaciones Societarias de todas las operaciones dirigidas a la creación, capitalización y mantenimiento de las empresas, como puedan ser ampliaciones de capital, operaciones de escisión, fusión, etcétera. Asimismo, hay también diversas modificaciones a tener en cuenta en el ámbito del Impuesto sobre la Renta de No Residentes, así como en materia de gestión y procedimiento tributario general, que deben ser tenidas en cuenta.

Por otra parte, debe recordarse que el tipo de interés legal del dinero se fija para el año 2011 en el 4%, y el tipo de interés de demora exigible por Hacienda será del 5%.

Este abanico de novedades fiscales para el año 2011 recopiladas de manera exhaustiva, se presentan a modo de síntesis en el primero de los capítulos de la obra, lo que permitirá conocer rápidamente las modificaciones que afectan a cada impuesto para el ejercicio 2011.

Téngase en cuenta que este libro se encuentra actualizado inicialmente a 1 de enero de 2011, pero se esperan más modificaciones durante el ejercicio 2011, que se irán introduciendo en la Guía Fiscal a medida que se vayan aprobando.

Teniendo presente todo ello, presentamos esta Guía Fiscal 2011 que en 10 capítulos actualiza el tratamiento de los distintos impuestos y ayuda difundir de forma práctica los aspectos más importantes de nuestro sistema tributario.

Arturo de las Heras
Director de Fiscal-impuestos.com